Idiomas:
<< Volver
¿A qué puede deberse un parto prematuro y cuáles son sus síntomas y consecuencias?

¿A qué puede deberse un parto prematuro y cuáles son sus síntomas y consecuencias?

17 Agosto 2016 / Salud y bienestar

Cuando el nacimiento sucede antes de la semana 21 y 37 de gestación se considera parto prematuro. Puede ser espontáneo o planeado si el médico lo considera oportuno, y, por supuesto, no presenta el mismo grado de peligro para el bebé si se produce antes o después o se realiza bajo supervisión médica. A partir de la semana 37 el riesgo para el futuro recién nacido es bastante bajo.

En general, cuanto más maduro es el bebé en el momento del nacimiento, más probabilidades hay de que sobreviva y menos de que tenga problemas de salud. Dependiendo de cuando se produzca el nacimiento, puede tener algunas consecuencias negativas para el bebé, incluso la muerte. Puede nacer con dificultades para respirar, alimentarse, anemia, hemorragias, problemas en algún órgano (ya que todavía no han madurado lo suficiente). A largo plazo también pueden presentar problemas de visión, audición, apnea, dificultades cognitivas y emocionales, etc.

En muchas ocasiones se puede detener el parto prematuro con diversos medicamentos o técnicas, como la sutura cervical.

Hay diversas causas que pueden ocasionar un parto prematuro. Entre ellas están:

  • Haber sufrido un parto prematuro anterior.
  • Algunas infecciones del aparato genital se asocian a un mayor riesgo de parto prematuro.
  • Antecedente de cirugía del cuello uterino.
  • Sufrir hipertensión arterial.
  • Problemas de salud o hábitos de vida poco saludables (tabaco, alcohol, drogas, obesidad, etc.). 
  • Estrés o ansiedad.
  • Problemas del bebé.
  • Sangrado en el primer trimestre.
  • Golpes o caídas.
  • Demasiado líquido amniótico.
  • Parto gemelar.

 

¿Cuáles son los síntomas que nos indican que se puede producir un parto prematuro? Acudiremos al médico inmediatamente si:

  • Se produce un aumento de la frecuencia de las contracciones (cada 15 minutos o menos con una duración de 20 segundos a 2 minutos entre la semana 21 y 37 de gestación).
  • Hay sangrado vaginal.
  • Expulsión del tapón mucoso, síntoma de que el cuello del útero comienza a dilatarse.
  • Expulsión de flujo vaginal que puede variar en su color y consistencia.
  • Rotura de la bolsa amniótica.
  • Calambres o cólicos abdominales y dolor en la parte baja de la espalda.
Comparte esta noticia

Quizás también te puede interesar...

Contacte ahora con nosotros
DÓNDE ESTAMOS
  • C/ Eduardo Dato 3, 1ª Planta. Madrid

  • 917 375 222

  • info@agrupacionginecologica.es

  • De Lunes a Viernes
    8:00 a 21:30
    Análisis clínicos (sin cita previa)
    Lunes a Viernes: 8:00 a 19:00

CÓMO LLEGAR
  • Pº. Eduardo Dato, 3 (Edificio AGE)
  • C/ Santa Engracia, 48
  • C/ Rafael Calvo, 31
  • Iglesia1
  • Rubén Darío5
  • Bilbao41
  • Alonso Martínez4510
  • Santa Engracia (L3)
  • Eduardo Dato (L40 y 147)
  • General Martínez Campos (L5,16 y 61)
  • Almagro (L7)
  • Trafalgar/Francisco de Rojas (L37)
  • Sagasta (L21)
Cerrar X
X

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Obtenga más información sobre el uso de cookies

Solicite información: